sábado, 19 de abril de 2008

Bienaventuranzas modernas

Felices los que saben reírse de sí mismos, porque nunca acabará su diversión.

Felices los que no confunden un grano de arena con una montaña, porque evitarán muchas preocupaciones.

Felices los que no se toman muy en serio a sí mismos, porque serán más valorados y estimados por los demás.

Felices los que sí toman en serio las cosas pequeñas, los detalles, porque llegaran a ser tenidos por muy grandes.

Felices los que afrontan con calma las cosas grandes de cada día,
porque llegarán muy lejos en sus aspiraciones.
Felices los que saben apreciar una sonrisa y olvidan un mal gesto,
porque saben ver la vertiente alegre de la vida.

Felices los que hablan con Dios antes de actuar con los hombres,

porque sus aciertos serán mayores.

Felices si sabéis ser mansos y reprimir la lengua cuando os contradigan y os insulten, porque el estilo de Jesús está en vosotros.

Felices los que necesitan de los demás,
porque es señal de que no confían tanto en sí mismos.

Felices los que se sacrifican por los demás,
porque sabrán privarse de muchas cosas para ellos.

Felices los que se compadecen de los demás, porque sus corazones están llenos de amor y ternura.

Felices los que saben ver en todo al Señor,
porque la verdad está con vosotros, y poseéis la auténtica sabiduría.

Mauricio Martín del Blanco, OCD

6 comentarios:

carmelitas descalz@s dijo...

Muy buenas estas bienaventuranzas modernas, conozco al autor.
Qué Dios premie vuestro esfuerzo por ser evangelio en la red.
Un abrazo
encaminoocd

carmelitas descalz@s dijo...

Muy buenas estas bienventuranzas modernas, conozco al autor.
Qué Dios premie vuestro esfuerzo por ser propagadoras del evangelio en la red.
Un abrazo, hermanas
encaminoocd

Roberto dijo...

"Felices los que saben reírse de sí mismos, porque nunca acabará su diversión."

Las Bienaventuranzas modernas son las mismas de siempre, sólo que dichas de otra manera. Me ha llamado la atención esta, la primera, pues es lo que estoy tratando de hacer conmigo mismo y la verdad es que,por encima de mi orgullo personal, es mi mejor diversión. Intentenlo y verán, mejor dicho: REIRÁN.

Que seamos Felices...que Dios así lo quiere.

Anónimo dijo...

Muchas gracias x pág. tan precciosa. Hoy los medios de comunicación nos bombardean con imágenes deprimentes y comportamientos deleznables, algunos pretenden controlar nuestras vidas con tácticas nazis, sectarias y relativistas

Hada Saltarina dijo...

Describe totalmente a mi marido, aunque él no lo sepa... y por eso doy gracias a Dios

DE LA MANO DE TERESA DE JESUS dijo...

Gracias hermanas por su cariñoso incentivo. Que Dios las bendiga.

Roberto, tenes razón yo también lo he intentado y realmente no solo me a causado gracia, sino que me ha ayudado mucho.
Un abrazo

Muchas gracias por tu visita y tu comentario.

Hada Saltarina que regalo grande el tener un marido asi. Que Dios bendiga mucho a tu familia.